Home / Columnas / Vivir en el GolfoPor Rodolfo Herrera¿DEMOCRACIA SIN DEMÓCRATAS?

Vivir en el GolfoPor Rodolfo Herrera¿DEMOCRACIA SIN DEMÓCRATAS?

     En época electoral, la palabra “democracia” vuelve a ocupar un vasto espacio en el vocabulario de los políticos y sus partidos y para tratar de ganar un proceso electoral, entonces se convierten en demócratas y se dicen listos para defender los derechos de los mexicanos; nada más falso que eso, los escenarios de la antidemocracia están a la vista y nadie hace nada por ello.    Mire usted, para que haya “democracia” debe haber “demócratas” y para ello basta un ejemplo que afecta a miles de trabajadores mexicanos cuyos derechos son pisoteados a cada momento.

     Los órganos de mayor fortaleza en una democracia son la asamblea y el voto directo, el derecho de los ciudadanos a reunirse libremente y tomar una decisión colectiva que los convierte en demócratas, dentro de una democracia, con leyes que sirven a los pueblos.

     Entonces no nos explicamos por qué en el “Sindicato Nacional Unidad y progreso”, el SNUP, de Trabajadores de TAMSA, una de las empresas más grandes de México, carece de dirigencia sindical y los trabajadores no pueden elegir libremente a sus representantes.

     La madrugada del pasado 24 de marzo, en la disputa por la sede sindical, dos grupos de obreros se enfrentaron dejando como saldo dos muertos y 11 heridos, entre ellos un periodista que cubría la información y recibió un balazo.

     Los acontecimientos dieron como resultado la detención de los dos líderes sindicales que se disputaban el poder, Pascual Lagunes Ochoa y José Carlos Guevara Moreno “El Profe”, el primero en prisión hospitalaria y el segundo tras rejas. Asimismo el ex líder de la época de los 80s Bartolo Guevara Malpica, también fue detenido acusado de invadir y causar daños a la empresa, aun cuando ampliamente ha demostrado no haber estado en ese movimiento, lo cual consta en las instancias judiciales que se trata de un montaje de los directivos de la empresa.

     Desde hace medio año, los trabajadores legalmente no tienen dirigencia, no hay líder sindical, no se sabe qué pasa con sus cuotas, no tienen una instancia que los represente y defienda, no hay central obrera como la CTM o la CROC que interceda por los obreros, no hay partido ni político que muestre el mínimo interés en saber qué está sucediendo con la vida democrática de los trabajadores.

    Y por si fuera poco, la Secretaría del Trabajo, la misma que hincada de rodillas en Estados Unidos suplica la firma del TLC asegurando que en México se respetan los derechos de los trabajadores, tampoco hace nada por regularizar la situación y en cambio juega al estira y encoge con la toma de nota.

    Estamos entonces en una vida democrática de hipocresía, donde la antidemocracia, es el sistema de control que impera, donde ya hubo uno que incluso se atrevió a mandar al diablo las instituciones.

   Ni a los presidentes del PAN, PRI, PRD, Morena, PES y la chiquillada, ni a los diputados, senadores, alcaldes, gobernantes, funcionarios, ni los que son ni los que quieren ser, a ninguno de ellos les ha interesado lo que suceda con los trabajadores de TAMSA y sus familias.

    Pero eso sí, en época electoral todos ellos acaparan promocionales de radio, televisión, periódicos e internet para tratar de convencerlo a usted de que vote por la democracia, o bien, que ellos sí garantizan la democracia en México, aunque en los hechos el resultado resulte ser una absoluta y rotunda falsedad.

     ¿No cree usted?

KIKE RUIZ, “DEMOCRACIA CON TRANSPARENCIA OBRERA”

     Al interior del sindicato de trabajadores de TAMSA hay un tercer grupo, “Democracia con Transparencia Obrera” que dirige Enrique “Kike” Ruíz Saavedra, que sigue sumando la unidad de trabajadores de la principal fábrica del estado.

     Por todas las instancias legales y laborales, Kike y su grupo solo han pedido tres cosas, que se respete la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, que se apliquen cabalmente los estatutos internos de los trabajadores, así como un estricto respeto a la autonomía de los obreros a decidir libremente qué hacer con su vida y sus derechos.

   Señores políticos y autoridades ¿El cumplimiento de la ley es mucho pedir? O seguirán en la antidemocracia. A ver quién levanta la mano.

Comentarios a: vivirenelgolfo@gmail.com

About Redaccion

Check Also

Entre lo utópico y lo verdaderoPor Claudia Guerrero MartínezRedes sociales, ataques, amparos y Artículo 19

Redes sociales, ataques, amparos y Artículo 19   En los chats de periodistas y alguno …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *